martes, 3 de enero de 2012

Ciencia y Fantasía – Historia de las revistas de Ciencia-Ficción en castellano

            Hemos ya revisado anteriormente una serie de revistas de CF en nuestra lengua. Hoy seguiremos avanzando en esa senda también en Mexico y en los años 50, con una publicación que comenzara a publicarse tan solo un año después que lo hiciera Enigmas.  Se trata de Ciencia y Fantasía, una curiosa y poco creativa forma para denominar a una traducción de la revista norteamericana de la Mercury Publising The Magazine of Fantasy and Science-Fiction (F&SF).



            Ciencia y Fantasía, editada por la Novaro, resulta ser mucho más interesante que el promedio de este tipo de publicaciones. Obviamente el motivo es la revista original, que en este caso es una revista de bastante buen nivel, F&SF, que en ese entonces se encontraba en un muy buen momento. También es interesante destacar que los números traducidos correspondían a ediciones muy recientes de F&SF. Así al leer hoy Ciencia y Fantasía es posible sentir el tono que caracterizara a F & SF, especialmente con los escritores de la "casa": Robert Young, Zenna Henderson, Idris Seabright, Mack Reynolds, Winona MacClintic; y entre otros más, los muy reconocidos Alfred Bester, Theodore Sturgeon, Poul Anderson, Robert Heinlein, etc.



            Una vez más para que no quedasen dudas, en la cubierta se señalaba "Una publicación Mercury" (la editorial propietaria de F&SF).  La traducción resulta legible, aunque cae en continuos ripios. Lo más increíble resulta ser el hecho de traducir en forma indiscriminada F&SF (o sus variantes) por Ciencia y Fantasía, con lo cual aparecían introducciones en las diversas historias como:  "... presentó su primer cuento en la revista Ciencia y Fantasía, hace unos seis años" (¡y Ciencia y Fantasía aún no existía!); o  "... estará de visita en Nueva York como maestro de ceremonias del banquete de la 14ª Convención de Ciencia y Fantasía" (¿convención de la revista en New York, o tal vez la WorldCon número 14?).


            El formato de Ciencia y Fantasía corresponde al clásico  digest, manteniendo un número estable de 128 páginas. No contenía ilustraciones interiores, y muy poco contenido de material de no ficción. Y, según se informa en la misma revista, su tirada osciló entre los 15.000 y los 20.000 ejemplares. Tal como sucedió en Enigmas, el acuerdo entre la editorial Novaro y Mercury incluyó otros títulos, que abarcaron distintos géneros.  En este caso es el género policial con la edición en castellano de Ellery Quinn, y una segunda titulada Novelas y Cuentos (Mercury).  Adicionalmente, y demostrando el interés que este género despertaba en esos años, se atrevió con publicación paralela que incluyó solo trabajos de escritores del país del género policial: Aventura y Misterio.


            Ciencia y Fantasía alcanzó a publicar 14 ediciones, desde Septiembre de 1956 y hasta el mes de Diciembre de 1957, y se distribuyo por la mayoría de los países de la América hispanohablante.  Su contenido se inclinó casi siempre por los cuentos, tanto cortos y como largos.  En una ocasión se atrevió con una novela en tres partes, el clásico de Heinlein “Una puerta al verano”, y en otra con la novela corta de Farmer “Noche de Luz” que los mismos editores clasificaron como “una narración fantástica que trata el problema sexual-religioso” dos de los temas tabúes y que F&SF ayudó a enfrentar llevando la CF a una era más adulta.



2 comentarios:

Abel Roth dijo...

Muy interesante esta publicación de Novaro, no la conocía, a pesar de que los comics de esa editorial llegaban de a miles a la Argentina, pero a esta no la había visto antes, muchas gracias.

Moises Hasson dijo...

Abel:

Muchas gracias por tu nota, y esperamos que el resto de las entradas del Blog puedan aportarte también otros conocimientos nuevos.

Saludos, Moises